Fisioterapia Traumatológica

    La Fisioterapia Traumatológica trata las patologías de índole musculo-esqueléticas, tanto agudas como crónicas, siendo las más comunes son:

  • Esguinces de ligamentos (rodilla, tobillo…)
  • Luxaciones o subluxaciones articulares
  • Fracturas óseas
  • Roturas de fibras musculares
  • Elongaciones musculares
  • Contusiones o traumatismos
  • Tendinopatías: tendinitis o tendinosis
  • Cervicalgias, tortícolis, lumbalgias o dorsalgias agudas o cronificadas
  • Neuralgias
  • Síndrome piramidal
  • Atrosis
  • Artritis reumatoide
  • Fibromialgia
  • Dolores por somatización de procesos emocionales o estrés
  • Síndrome del túnel carpiano
  • Rehabilitación postquirúrgica de implantes de cadera, rodilla u otras articulaciones

 

    Cada uno de estos procesos se valora de forma exhaustiva e individualizada por nuestros profesionales, ajustándose el tratamiento a las necesidades del paciente, para mayor calidad de la atención. Los objetivos se orientan a mejorar la calidad de vida del paciente, aliviando el dolor y aspirando a devolver la funcionalidad perdida, dentro de las posibilidades de la patología:

  • Reduciendo los procesos inflamatorios
  • Proporcionando a los tejidos el entorno más óptimo para su recuperación
  • Recuperando los rangos de movilidad afectados
  • Reentrenando a la actividad de la vida diaria y la actividad deportiva